Don Sebastián de Morra

Don Sebastián de Morra

  • 1980
  • Piedra policromada
  • 21 x 19,5 x 18 cm
  • Cat. E_127
  • Adquirida en 2001
Por:
Isabel Tejeda

Equipo Crónica (1965-1981) se sirvió de iconografías e imágenes de la historia del arte y la historia de España, que recontextualizaba haciéndolas coexistir con representaciones procedentes del arte popular y de los medios de masas. No olvidemos que Equipo Crónica, de hecho, había nacido de Estampa Popular valenciana. La utilización de estas iconografías se conectaba, no ya solo con el compromiso respecto a la cuestión de los medios de masas, el consumo y la difusión de estas imágenes convertidas en clichés de la cultura contemporánea, sino con los restos de una historia de España que el franquismo estaba utilizando como propaganda.

Para estos fines, Equipo Crónica se sirvió tanto de la obra bidimensional —pintura acrílica y gráfica— como de la escultura —fundamentalmente en cartón piedra y, más tarde, casi al final de la existencia del grupo, en fibra de vidrio—. La obra de Velázquez sirve de modelo para las esculturas de Equipo Crónica, en este caso titulada Don Sebastián de Morra (1980); se trata de la pintura homónima del artista sevillano representando a uno de los bufones de la corte de Felipe IV que sufría de enanismo. Esta obra está hermanada con una serie de pequeñas esculturas realizadas en cartón-piedra y luego policromadas con acrílico, cada una de las cuales, de forma jocosa y casi como un divertimento, utilizaba referentes distintos para su decoración pictórica: ya fuera recordando la obra de Velázquez —como sucede con la pieza de la Colección Banco de España—, ya fuera con elementos procedentes de los Tres músicos de Picasso o de alguno de los artistas de cuyas imágenes Equipo Crónica se solía apropiar. La peculiaridad de esta pieza es que es de piedra policromada, una rareza dentro de la obra de Equipo Crónica. La Galerie Maeght realizó en 1982, ya fallecido Rafael Solbes, un múltiple de quince ejemplares en fibra de vidrio sobre esta misma serie, cada uno de los cuales era diferente en su policromía y diseño.

Isabel Tejeda

 
Por:
Roberto Díaz
Equipo Crónica
Valéncia/Valencia 1965 - Valéncia/Valencia 1981

Inmediatamente después de su paso por Estampa Popular, los artistas valencianos Rafael Solbes (València, 1940-1981), Juan Antonio Toledo (València, 1940-1995) y Manolo Valdés (València, 1942) fundaron el Equipo Crónica en 1964, apoyados por los críticos de arte Tomás Llorens Serra y Vicente Aguilera Cerni, que redactó el manifiesto del grupo. En una reacción contra el informalismo dominante y con una vocación política, adoptan un imaginario procedente de los medios de comunicación y de la historia del arte para elaborar una crónica crítica contra el régimen franquista, la realidad social y política y el papel del arte en la sociedad, que se presenta en lo formal como una singular versión del pop internacional, en contacto con Eduardo Arroyo y artistas como el francés Gilles Aillaud y el italiano Antonio Recalcati, que estaban introduciendo en sus obras el pop americano con un prisma crítico. Sus obras se desarrollan en series iconográficas que parten de un tema, comenzando por La recuperación (1967- 1969) hasta la última, Variaciones sobre un paredón (1976), presentada en la Bienal de Venecia. A finales de los setenta sus obras se centran en lo pictórico a través de obras maestras de la pintura, con una clara intención desmitificadora. Tras el abandono de Toledo en 1965, el grupo continuó hasta la muerte de Rafael Solbes en 1981.

Después de su aparición en el XVI Salon de la Jeune Peinture (París, 1965), participaron en las muestras que difundieron la nueva figuración y el pop en Europa, como «La figuration narrative dans l’art contemporain», en la Galerie Creuze (París, 1965); «Le monde en question», en el Musée d'art moderne de la Ville de Paris (París, 1967); y la exposición de arte pop itinerante, «Kunst und Politik», en las ciudades de Karlsruhe, Wuppertal y Colonia (Alemania, 1970). En 1976 participaron en la Bienal de Venecia y en 1977 se organizaron retrospectivas en diversos centros de arte alemanes. Son reseñables las revisiones dedicadas al equipo en el Museo de Bellas Artes de Bilbao (1988), el Museo Reina Sofía (Madrid, 1989) y el Institut Valencià d’Art Modern (València, 1989 y 2005).

Roberto Díaz

 
 
VV.AA., Colección Banco de España. Catálogo razonado, Madrid, Banco de España, 2019, vol. 2.